Los empresarios andaluces piden más vinculación de la Universidad con las empresas

Los principales empresarios de Andalucía se muestran de acuerdo en la necesidad de estrechar lazos con la Universidad de cara a dar respuesta a la demanda de profesionales cualificados de las entidades. Esta ha sido una de las principales conclusiones de las jornadas empresariales “Innovación e Internacionalización de la empresa andaluza”, organizadas por elEconomista Andalucía, que se han celebrado hoy en la sede de la Confederación de empresarios de Andalucía (CEA).

La primera mesa redonda, titulada “La innovación empresarial en Andalucía” y moderada por Amador Ayora, director de elEconomista, ha contado con las intervenciones de Adelaida de la Calle, presidenta de la Corporación Tecnológica de Andalucía, Javier Targhetta, consejero delegado de Atlantic Copper, Javier Rosales, presidente del Grupo ALVIC, y Ezequiel Navarro, consejero delegado del Grupo Premo. Un primer debate centrado en las relaciones entre la Universidad y la empresa donde todos los ponentes han coincidido en la necesidad de incentivarlas, pero cada uno con su particular punto de vista. Uno de los parámetros analizados ha sido el alto índice de paro en contraposición con la demanda de personal cualificado de las empresas.

En este sentido, De la Calle ha defendido que las relaciones entre el conocimiento y la empresa y ha asegurado que las universidades andaluzas están preparadas para dar respuesta a lo que demandan las compañías andaluzas. “Necesitamos que los empresarios nos pidan patentes, nos adaptamos a todo y podemos hacer las cosas a medida”, ha añadido. A su juicio, la responsabilidad de que el índice de paro no logre satisfacer las necesidades de personal de las empresas recae un 35% en las empresas privadas y otro 35% en las administraciones públicas. En contraposición, el presidente del grupo Alvic, ha achacado esta situación a un “déficit” de las universidades españolas a la hora de crear profesionales.

Falta práctica y no hay formación

“Las universidades españolas dejan mucho que desear, falta práctica y no hay formación profesional”, ha asegurado poniendo como ejemplo que en la fábrica de su compañía cuentan con una serie de robots y que no han encontrado el personal lo suficientemente cualificado como para trabajar con ellos.

En la misma línea, el consejero delegado de Atlantic Copper ha puesto de manifiesto que la Universidad española “no forma a sus alumnos para satisfacer las necesidades de la sociedad”. Y la responsabilidad, ha dicho, es compartida entre el ámbito académico y el empresarial, que no se informan de sus necesidades.

“En la formación dual estamos increíblemente atrasados”, ha añadido el empresario, asegurando que el número de empresas que practica esta modalidad en España supone una quinceava parte de las entidades que la llevan a cabo en Alemania.

Por su parte, el consejero delegado de Grupo Premo ha indicado que la sociedad, española en general y andaluza en particular, no tiene una imagen positiva de los empresarios y ha invitado a los profesores a que manden a sus alumnos a empresas innovadoras en lugar de a Universidades Extranjeras. “Para innovar hace falta conocimiento y motivación”, ha añadido el empresario.

Retos de la Internacionalización

La segunda mesa “La internacionalización en la empresa andaluza”, ha estado moderada por el director de elEconomista Andalucía, José Luis Losa, y ha contado con las ponencias de Gaspar Llanes, secretario general de Economía de la Junta de Andalucía y presidente de Extenda, Ignacio Osborne, presidente del Grupo Osborne, Rafael Domínguez Gor, presidente del Grupo Mayoral, y Sam Brocal, consejero delegado de Media Interactiva.

El secretario general de Economía ha destacado en primer lugar el crecimiento del 3% que ha experimentado la economía andaluza, subrayando que ha sido un incremento equilibrado de todos los sectores. También ha hecho referencia al notable crecimiento experimentado por las exportaciones, donde ha hecho referencia a Asia, como nuevo mercado incipiente.

“Hemos resuelto una asignatura pendiente que era entrar en Europa, pero ahora está creciendo Asia y después será África, nosotros tenemos el puerto de Algeciras que es la puerta de África y desde donde se puede llegar a todo el mundo”, ha aseverado.

El presidente del Grupo Osborne ha indicado que la crisis ha servido a las empresas andaluzas para reinventarse y mirar hacia el mercado exterior. El empresario ha apuntado al tamaño de las entidades como principal hándicap para la internacionalización.

“Es distinto exportar, que establecerse en otros países, las empresas tenemos que ser mayores para ser competitivos, en otros mercados además de en el español”, ha manifestado, añadiendo que “somos extremadamente pequeños para competir en el mercado internacional”.

El presidente del grupo mayoral, empresa que fabrica el 90% de sus productos fuera de España y comercializa el 70% de ellos en mercados internacionales, se ha referido a la exportación como una “necesidad” para las empresas y ha asegurado que en el caso de su compañía el principal problema de la internacionalización lo encuentran a la hora de asegurar la calidad de los artículos, para lo que según ha explicado cuentan con 6 compañías específicas de control de calidad.

Por su parte, el consejero delegado de Media Interactiva, cuya compañía factura solo el 2% en España y el resto en el mercado internacional, se ha referido a que Andalucía y en España en general “no se está avanzando en las necesidades de la sociedad en el sector de las TIC” y ha añadido que se ha crecido en muchos sectores, pero que en la formación “aún queda mucho por hacer”.

El encargado de clausurar el acto ha sido el consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, que se ha mostrado muy “orgulloso” por las cifras de las exportaciones andaluzas que esperan cerrar el año con 30.000 millones de euros y un superávit de casi 1.500 millones de euros.

El consejero ha hecho referencia al Plan de Internacionalización puesto en marcha por el gobierno andaluz, señalando el notable crecimiento que han experimentado las exportaciones en los últimos cuarenta años, poniendo como referencia los 1.000 millones que generaron en los años ochenta.

Como retos para las empresas ha destacado “la marca, la calidad en los servicios y la innovación”. “La economía andaluza está experimentado el cambio estructural que llevábamos años esperando y detrás de eso hay un enorme trabajo de las administraciones y de las empresas”, ha concluido el responsable andaluz de Economía.

Las jornadas, patrocinadas por la Confederación de Empresarios de Andalucía, Atlantic Copper, IberCaja, Crédito y Acción y la Junta de Andalucía, han servido como punto de encuentro en el que empresarios de diversos sectores han compartido experiencias sobre los retos de la innovación y la internacionalización.

Etiquetas: